Internet, Deporte y Educación

Página personal de Sergio Palay

Andrew Feeley, el hombre que cambió el Sushi por el Asado

Posted by sergiopalay en agosto 24, 2012

feeley

Llegó a Trouville, un club que conocía por las recomendaciones de su amigo Gordon James y gracias a sus buenas actuaciones de inmediato se metió a la gente del  Rojo en el bolsillo.

Mano a mano con ZN, este ala-pivot con experiencia en Dominicana, Japón, Eslovenia y Francia nos cuenta sus vivencias  y sus metas para lo que queda de la temporada.

¿A que edad comenzaste a jugar al básquetbol?

Comencé a jugar al básquetbol cuando tenía entre 8 y 10 años. Desde ese momento el baloncesto ha sido mi vida y de verdad lo amó.

 

¿Creciste jugando otros deportes?

Si, mientras crecía me gustaba jugar a todos los deportes. Incluso llegue a jugar un poco al fútbol, pero la mayoría de mi infancia me la pasé jugando al beisbol y al fútbol americano. Cuando cumplí 15 años me concentré más que nada en el basquetbol y de allí para adelante me dediqué sólo a eso.

 

¿Siempre jugaste en la pintura?

Toda mi vida fui el jugador más alto de mi equipo por lo que siempre he jugado como ala pivot o incluso como pivot. Eso depende de las necesidades del equipo. Soy un jugador grande y me siento cómodo jugando en la pintura. Sin embargo, si me dan a elegir prefiero jugar de ala pivot pues puedo salir un poco más, tener más contacto con el balón y tirar un poco más desde afuera.

 

¿Cuáles eran los jugadores que admirabas en tu posición?

Crecí viendo a Patrick Ewing en los New York Knicks. También me gustaba observar mucho a David Robinson (San Antonio Spurs)

 

¿Cuáles crees que son tus principales fortalezas como jugar?

Pienso que mi principal fortaleza es que realizó un juego inteligente. Trato mucho de juntar jugadores y cuando me hacen la doble marca abrir el balón a otros compañeros. Creo además que soy un buen lanzador, comparándome con otros ala pivot y centros.

 

¿Y que pensás que debés mejorar?

Creo que debo mejorar aún más en el rebote y en mi defensa.  Yo nunca seré uno de los jugadores más rápidos en la cancha. Eso quizás es una de las cosas que debí trabajar más cuando era joven.

 

Tuviste que abandonar los Estados Unidos, para continuar jugando baloncesto. ¿Te fue difícil?

En mi primer año la salida fue difícil pero a la vez excitante. Cada temporada se me hace un poco más duro dejar el país, pero en los últimos años algunos familiares han viajado a visitarme a los lugares donde he estado y eso lo ha hecho un poco más sencillo.

 

Pasaste algunas temporadas en Japón. ¿Pudiste adaptarte a la vida allí?

Yo jugué tres temporadas en Japón. Es un gran país, que en verdad me gustó muchísimo. Eso sí, los primeros meses se me hizo difícil adaptarme, pero de a poco me fui acostumbrando. En el segundo año comencé a aprender un poco el lenguaje y me familiaricé un poco más con el estilo de vida. Los dos primeros años vivía cerca de Tokio. Es grandioso vivir cerca de una gran ciudad donde mucha gente habla inglés.

 

Sinceramente, aquí en Uruguay no tenemos ni idea acerca del nivel del básquetbol japonés. ¿Cuéntanos un poco?

El básquetbol japonés tiene un buen nivel. Juegan un básquetbol muy técnico con muchos fundamentos. Sus tiradores son precisos y el juego es muy veloz. Además, cada equipo tiene entre tres y cinco jugadores no japoneses, la mayoría norteamericanos, y eso hace que el nivel de la competencia se eleve.

 

Y en lo que refiere a la tecnología ¿No falta nada no?

Sí, el desarrollo tecnológico en Japón es sorprendente. Vi adelantos que nunca había visto en ninguna parte, dispositivos que recién ahora veo que están llegando a los Estados Unidos. Es fantástico ver como la tecnología avanza y poder observar eso al instante te hace un privilegiado.

 

¿Tienes en mente regresar a jugar allí algún día?

Si  sin dudas. Si se da la oportunidad volvería a jugar allí. Tengo muchos amigos que aún están en esas tierras.

 

Después de Japón tuviste un pasaje por Europa. ¿Que experiencia rescatas de allí?

En Eslovenia apenas estuve unos pocos meses. Ljubljana, la capital es muy bonita.

Francia también es grandiosa. Yo vívía en la ciudad de Antibes, ubicada en el Sur de Francia, la cual es muy pintoresca. El básquetbol en Francia es muy bueno. Hay muchos clubes poderosos que cuentan con gran historia.

 

Ahora estás en Uruguay. ¿Te sentís cómodo en Trouville?

Si, estoy muy cómodo en Trouville. Ha sido muy fácil para mi adaptarme de inmediato. El equipo tiene una interesante mezcla de jugadores jóvenes y veteranos. Todos se llevan muy bien.

 

¿Supongo que ya estuviste por las playas y comiendo algún asadito?

Sí, las playas en Montevideo son muy buenas. Disfruto bastante pasar el día asoleándome. La carne en  Uruguay es grandiosa. Hace poco más de tres semanas que estoy en Uruguay y he comido ya cinco asados. Me encantan.

 

Claro, no todo es bueno en Montevideo. ¿Cómo te está tratando el calor?

Oh si el calor es Uruguay una cosa de locos. Pero bueno, hace unos años jugué en República Dominicana y había un clima similar. En cuanto al juego, te digo que durante el calentamiento siento bastante el calor, pero cuando el juego comienza el mismo no me afecta mucho.

 

Los hinchas están muy conformes con tu rendimiento. ¿Cómo es tu relación con la hinchada?

Los hinchas de Trouville son lo mejor. Me cruzo con muchos de ellos en las calles de Pocitos y son muy amistosos y siempre tienen cosas buenas para decirme.

Me siento muy confortable con el equipo, es como una gran familia. Todos los jugadores se llevan muy bien y el clima se contagia a los dirigentes.  Lo mejor es cuando comemos todos juntos luego de los partidos en la Parrillada Trouville. La gente que le atiende es excelente y la carne que hay allí es la mejor de Uruguay.

 

¿Cuáles son los objetivos para lo que queda de la temporada?

La meta sin dudas es terminar lo más arriba posible para poder posicionarse de la mejor manera en la siguiente fase. En los playoffs trataremos de jugar todos juntos y contar con un poco de suerte para avanzar a la Final Four (semifinales). En semifinales, como en todas las ligas, cualquier cosa puede pasar …

Nosotros haremos nuestro mejor esfuerzo para ganar el campeonato.

 

¿Cómo vez el nivel de la Liga Uruguaya?

El nivel de la Liga Uruguaya es muy bueno. Ya había escuchado algo antes de venir pues mi buen amigo Gordon James, había jugado en Trouville la pasada temporada y me contó todo lo física que es esta liga.  La verdad es que realmente he podido comprobar todo lo física que es.

 

Y para el final, sólo por curiosidad … ¿Que és lo que haces cuando no estás jugando baloncesto?

Cuando no estoy jugando me gusta relajarme y sobretodo navegar por internet. Es como puedo enterarme de lo que están haciendo mis familiares y amigos en New Jersey.  También paso algo de mi tiempo leyendo y yendo a la playa. Y obviamente disfruto mucho de ver deportes en TV. El deporte es mi vida.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: